Cab√°rceno al fin

Ten√≠a claro que de este a√Īo no pod√≠a pasar y de este a√Īo no pas√≥, el jueves pasado aprovechando una predicci√≥n meteorol√≥gica tendente hacia el solete y buena temperatura all√≠ me fui armado del arsenal fotogr√°fico y con ganas de ver bichos. La grand√≠sima ventaja de ir entre semana y en temporada baja es que ten√≠a el parque entero a mi disposici√≥n, sin colas, sin prisas y sin un mont√≥n de personal dando la tabarra. Este es el aspecto que presentaba el aparcamiento de los osos, que en otras √©pocas se puede llenar.
Aparcamiento en Cab√°rceno
Iba a ver animales y los vi, en abundancia y requeteabundancia. Tantos hab√≠a que sal√≠ saturado y eso que no llegue a verlos todos por lo enorme del parque. De ch√°chara con uno de los cuidadores me dijeron que son setecientas hect√°reas, casi nada, el equivalente a setecientos campos de f√ļtbol.

El √ļnico pero que les pondr√≠a es que creo que tienen los animales mal distribuidos. Por ejemplo, ponen los elefantes con una especie de ant√≠lopes (o similares) y a los leones solos, cuando creo que el asunto ganar√≠a en inter√©s si mezcl√°ramos leones con ant√≠lopes, tigres con gacelas, panteras con ciervos, etc. Vamos, m√°s emoci√≥n, m√°s carreras… si ya s√© lo que est√°is pensando, pero con conseguir un suministro sostenido de ant√≠lopes, gacelas y ciervos, asunto arreglado.

Por ilustrar un poco van unas fotos del bicher√≠o variado que all√≠ se puede contemplar. En un reptilario, abundantes ejemplares de serpiente entre las que destaca esta ¬ęMisuegra viperina¬Ľ.
Serpiente en Cab√°rceno
Un Suricata de la famosa marca ¬ęHakuna Matata¬Ľ. El bicho val√≠a para vig√≠a del Titanic, se pasaba el d√≠a subido a lo alto girando la cabeza de noventa en noventa grados supongo que a la busca del cuidador con su plato de comida porque mucho depredador al acecho no creo que haya en los alrededores.
Suricata en Cab√°rceno
Y la estrella del parque, el rinocerontito nacido a mediados de septiembre.
Cria de rinoceronte en Cab√°rceno III
La mar de simp√°tico. Saltar√≠n, juguet√≥n, daban ganas de saltar la valla para jugar con √©l. El √ļnico problemilla son las dos toneladas de la madre que siempre le acompa√Īa…
Cria de rinoceronte en Cab√°rceno I
Los cuidadores estaban emocionados con la cr√≠a. Es un animal bastante dif√≠cil de reproducir en cautividad y no s√≥lo se ha reproducido una vez, es la segunda en diecis√©is a√Īos.
Cria de rinoceronte en Cab√°rceno II
Por cierto, all√≠ estaba yo con mi camarita de juguete, con mi objetivo peque√Īito, con un monopie infantil cuando aparece un fot√≥grafo con una Nikon profesional y un objetivo creo que de 400 mm m√°s largo que un lanzagranadas. Impotente me sent√≠, oiga. A ver si me toca la primitiva pronto y puedo comprarme un equipo decente porque episodios como √©ste le bajan muchos puntos a la credibilidad del blog.

4 comentarios Escribir un comentario

Deja una respuesta


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si contin√ļa navegando est√° dando su consentimiento para la aceptaci√≥n de las mencionadas cookies y la aceptaci√≥n de nuestra pol√≠tica de cookies, pinche el enlace para mayor informaci√≥n.M√°s informaci√≥n sobre las cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies