Mis queridas esculturas

En Lanzarote he podido comprobar que el virus de las esculturas oxidadas no es privativo de la península, también ha llegado a las islas. Recién llegados fuimos a echar una ojeada al paseo marítimo de Puerto del Carmen. ¿Cómo era la primera escultura que nos topamos? Hierro. Oxido. Fea. Muy fea. Y mala de entender. No lleva farola incorporada, estaba detrás aunque engaña por el ángulo en que saqué la foto. Claro que después empezamos a ver cosas de César Manrique y similares que casi hacen bonita a esta…
Escultura en Lanzarote

Deja un comentario


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información sobre las cookies

ACEPTAR