Tierra de ermitas

Esles es un pueblo de esos que definen como ¬ęsingulares¬Ľ. Situado unos veinte kil√≥metros al sur de Santander, all√≠ otra cosa no s√© pero casas se√Īoriales blasonadas y ermitas hay las que quer√°is y m√°s. La primera justo en lo alto de una colina cuando llegas al pueblo. No me acerqu√© a verla, pero ese colorido de la piedra con el cielo azul y el prado verde hace un panorama c√°ntabro al 100%.
Ermita en Esles I
La segunda est√° en la entrada al pueblo. Tiene menos encanto, es peque√Īita, con campanario, escudo blasonado en la fachada y un precioso cable cruz√°ndola para tortura de aquellos a los que nos gusta sacar fotos.
Ermita en Esles II
Puerta blindada con cerradura de alta seguridad y cadena a juego. Seguro que al verla cualquier posible ladrón escapa horrorizado.
Puerta de la ermita
Una inscripci√≥n sobre el dintel indica, adem√°s de mucha otra palabrer√≠a, que la ermita fue hecha en mil seiscientos ochenta y pico. Ya tiene unos a√Īitos, ya.
Inscripción sobre la puerta
El escudo no s√© si ser√° de la √©poca, la parte central seguro que no. Este es m√°s simpl√≥n que otros que he visto: ni leones, ni sirenas y pocos mu√Īequitos.
Escudo en la ermita
El interior tampoco es para echar cohetes. Altar de piedra, una ventana con vidriera y una cadena colgando que no s√© si ser√° para tocar las campanas, da la impresi√≥n que se hab√≠a ca√≠do de alg√ļn lado y ah√≠ qued√≥.
Interior de la ermita
La siguiente podemos encontrarla unos metros m√°s abajo, sobre un prado junto a unas pacas de hierba.
Ermita en Esles III
Pero… ¬Ņesto qu√© es lo qu√© es? No es una ermita de verdad, ¬°es una maqueta!
Ermita en Esles IV
El campanario mide algo m√°s de dos metros de alto y la ermita est√° hecha al detalle, hasta con pinturas donde deber√≠an ir las ventanas. Se ve tambi√©n que no era de este a√Īo, el paso del tiempo ha ido dejando huellas con forma de desconchones en la pintura, hierbas en el tejado o rotos en la base. ¬ŅPara qu√© har√≠an √©sto, me pregunto…?
Ventana de la ermita
A√ļn hay m√°s ermitas en el pueblo, pero bueno, si eso lo dejamos para otra entrada no nos vaya a dar una sobredosis de santidad a estas horas de la ma√Īana.

Deja una respuesta


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si contin√ļa navegando est√° dando su consentimiento para la aceptaci√≥n de las mencionadas cookies y la aceptaci√≥n de nuestra pol√≠tica de cookies, pinche el enlace para mayor informaci√≥n.M√°s informaci√≥n sobre las cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies