La iglesia de las galaxias

De veras habr√≠a que estudiar qu√© les pas√≥ a los arquitectos de iglesias en ciertas √©pocas en este pa√≠s, porque se ha hecho cada una que da para crear otro blog. Se abandon√≥ la sobriedad en la construcci√≥n para crear cosas, estramb√≥ticas unas, modernas otras, raras las que m√°s. Vamos a por un ejemplo, la parroquia del Carmen en Nueva Monta√Īa. Ah√≠ la ten√©is.
Iglesia de Nueva Monta√Īa I
Redondita como el cabezón de R2D2, con esos salientes laterales y la cruz en lo más alto sobre un portavelas gigante.
Iglesia de Nueva Monta√Īa II
Aprovechando un breve receso en los rigores invernales, en ausencia de nubes y lluvia all√° me fui para retratarla al completo junto con cada esquinita curiosa.
Iglesia de Nueva Monta√Īa III
De veras que se hace rara. Pero rara por diferente con esas l√≠neas tan extra√Īas y chocantes que se ven.
Iglesia de Nueva Monta√Īa IV
En el interior de esa parte alta de la derecha est√° la entrada, la planta baja es acristalada, dentro hay una c√ļpula… dista bastante de los mamotretos cuadrados habituales, pero no s√© yo si no ser√° demasiada modernidad junta. Ahora, que fea, lo que es fea, tampoco me resulta.
Iglesia de Nueva Monta√Īa V
En el exterior a√ļn quedaban los restos de un bel√©n navide√Īo a base de figuras sobre la hierba. La Virgen, San Jos√©, los reyes, los pastores, unos cu√°ntos animalitos…
Belén en la iglesia
Y uno de ellos medio tumbado aunque viendo la botella que tenía a su lado ya me imagino porqué estará así de torcida. Si se ha soplado la botella de vino entera lo raro es no verla haciendo eses por la hierba.
Oveja y botella
Mientras sacaba las fotos me fij√© en la placa de la calle Luciano Malumbres. Como uno tiene las neuronas patas p’arriba de tanto darle vueltas a las palabras, lo primero que me viene a la cabeza es que le dedicaron la calle a alguien cuya mujer le daba con el foco de la linterna en los ojos y √©l le gritaba ¬ęLucia, no m’alumbres¬Ľ.
Placa en la calle
Ya en serio, Luciano Malumbres fue un periodista nacido en Palencia pero que ejerci√≥ en Santander como director del diario ¬ęLa Regi√≥n¬Ľ, primer peri√≥dico regionalista que fue derivando hacia el republicanismo hasta que cerr√≥ en el a√Īo 1937. Tambi√©n era el presidente del Ateneo Popular de Santander y fue asesinado en un episodio digno de ¬ęEl Padrino¬Ľ. Mientras jugaba al domin√≥ con los amigos en un bar de Santander se le acerc√≥ un falangista llamado Amadeo Pico y le dispar√≥ dos veces a bocajarro. Perseguido por la gente el agresor fue muerto y Luciano Malumbres muri√≥ tambi√©n al d√≠a siguiente. Triste √©poca aquella en que nuestros abuelos se entreten√≠an mat√°ndose los unos a los otros.

Deja una respuesta


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si contin√ļa navegando est√° dando su consentimiento para la aceptaci√≥n de las mencionadas cookies y la aceptaci√≥n de nuestra pol√≠tica de cookies, pinche el enlace para mayor informaci√≥n.M√°s informaci√≥n sobre las cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies