La pescadera manca

Volvemos a un tema tan interesante como trascendente: las estatuas de pescaderas que pueblan la geografía cántabra. Hoy toca la pescadera manca que hay cerca de la playa de Brazomar, en Castro Urdiales, rodeada por una simpática valla con sus pescaditos alrededor.
Pescadera manca de Castro Urdiales
Se supone que una pescadera debería llevar una patena de pescadera en la cabeza y el brazo de pescadera agarrándola, más o menos como la estatua que hay en la salida del túnel de Tetuán en Santander. O sea, ésta:
Pescadera de Tetuán en Santander
Podemos comprobar la notable diferencia entre la una y la otra: ni patena, ni pescaditos, ni brazo. ¿Habrá sido por los recortes del gobierno?
Detalle del no-brazo
No sé si ha sido cosa de los recortes, de la fatiga de materiales, de vandalismo o incluso si la estatua es una innovación que se plantea a la pescadera con una no-patena en forma de espacio negativo que canaliza la energía de modo que los pescados se ven atraidos irresistiblemente por la madre del cordero que parió las explicaciones artísticas. El caso es que no está y así la estatua queda coja. Bueno, manca, que no es lo mismo.

1 comentario Escribir un comentario

  1. A mi también me sorprendió mucho ver la imagen de la pescadora manca,
    me gustaría saber cual es la historia real y lo que representa.

    Gracias a quien responda.

Deja un comentario


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información sobre las cookies

ACEPTAR