A Bulnes por la canal del Tejo (I)

Hoy empieza una glosa epop√©yica en forma de serie de entradas noveladas sobre la ruta que me hice el Jueves Santo, d√≠a de penitencia y nunca mejor dicho. Dado que la previsi√≥n era de buen tiempo y apetec√≠a monta√Īa aprovech√© para subir a Bulnes por la Canal del Tejo. Si record√°is √©sta entrada, la canal del Tejo es esa cortadura entre las monta√Īas del primer plano. La ruta discurre por las laderas y oficialmente (seg√ļn los indicadores) se hace en una hora y cuarto. Yo debo estar hecho una piltrafa humana porque tard√© dos horas y media. Bien es cierto que parando unas cu√°ntas veces para sacar fotos, pero salvo yendo en moto no veo forma de hacerlo en el tiempo indicado.

Quiz√° alguno me diga que semana santa no es el mejor d√≠a para hacer una traves√≠a cuyo comienzo coincide con la archifamosa ruta del Cares. Es cierto, el punto de inicio parec√≠a una romer√≠a pero la fecha fue elegida aposta. Como voy yo solito prefiero compartir monta√Īa con otros seres humanos antes que arriesgarme a torcer un tobillo y no tener m√°s compa√Ī√≠a que la de las cabras ri√©ndose de mi.

Tan sólo un problema con el que no contaba. Llegando a Poncebos un par de jovencitos con chalecos anaranjados nos iban diciendo conductor tras conductor que más adelante encontraríamos problemas de aparcamiento, mejor usar el parking situado a dos kilómetros del pueblo e ir andando. Así lo hice. Otros dos kilómetros al zurrón de la ida, dos más a la vuelta, todo por la orillita de la carretera porque acera no había y arcén tampoco. Llegado a Poncebos descubro que aunque sí había mucho coche aparcado, también quedaban algunos sitios libres. Esto me pasa por hacerle caso al resto de la humanidad, cachis la mar.
Caminando hacia Poncebos
De todas formas no me import√≥ caminar esos dos kil√≥metros a la ida porque pude ver cosas que yendo en coche no ves o no te puedes parar a fotografiar. El r√≠o, por ejemplo, con un caudal abundante de agua limpia, ese tono verdoso tan t√≠pico de los r√≠os de monta√Īa.
El río en Poncebos
O las compuertas abiertas de una presa un poquito antes de Poncebos, con sus escaleras curvas correspondientes para que los salmones remonten el río. Aclarar que tras horas y horas de caminata, a la vuelta no podía ni con los huevos así que no vi río, no vi carretera, no vi nada de nada.
Presa en Poncebos
La llegada a Poncebos tan bonita como siempre. La monta√Īa con sus nubes, el r√≠o, una casa en lo alto del monte, la central el√©ctrica y si os fij√°is bien, un mont√≥n de cables el√©ctricos en diagonal para chafar la perfecci√≥n del paisaje. Aunque la ma√Īana amaneci√≥ nublada, poco a poco las nubes se iban retirando para dejar sitio a un sol espl√©ndido. ¬ŅY mi sombrero? Anda… si me lo he dejado en casa… Horas y horas de caminata bajo el sol con la piel blanquita reci√©n salida del invierno. La cosa promete.
Central eléctrica de Poncebos
Otra postalita hecha desde el puente que hay al lado de la entrada para el Funicular de Bulnes (ese que cobra casi 22 euros por un viaje de tres minutos). Monta√Īa, cielo, r√≠o, una casa en lo alto, hasta me recordaba los paisajes que vi en los Alpes el verano pasado.
Casa en lo alto en Poncebos
Realmente esta zona poco tiene que envidiarles. Echar a andar por caminos a la orilla del río y contemplar este panorama a cada paso que das es una gozada.
El río desde Poncebos
En la foto anterior notar√©is que a la derecha se ven unos cu√°ntos coches. Unos cu√°ntos no, unos muchos. Salvo los cuatro panolis que le hicimos caso a los avisadores de tr√°fico, el resto del personal aparc√≥ en este caminito. Arc√©n tampoco hay, de modo que uno de los dos carriles lo ocupan todos los veh√≠culos aparcados, el otro carril queda para circular y si se encuentran uno que llega con otro que se va… dios dir√°.
Cienes y cienes de coches aparcados
Por cierto, aqu√≠ pude aclarar una duda que ten√≠a desde hac√≠a a√Īos. Pas√© justo al lado de un puentecillo que me sonaba… ¬Ņd√≥nde lo habr√© visto antes? Foto al canto y m√°s tarde ca√≠ en la cuenta. Anda, mira t√ļ, si es el puente que hab√≠a retratado hace ya veinte a√Īos y publicado en mi otro blog como desconocido. Notificarle a Pa√Īeda que efectivamente, ten√≠a toda la raz√≥n en su comentario.
Puente en el inicio de la ruta del Cares
Finalizamos aquí el primer capítulo, en breve tocará relato de la subida a Bulnes. Qué hartón de monte arriba, qué sudada y qué colección de agujetas me gané.

2 comentarios Escribir un comentario

Deja una respuesta


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si contin√ļa navegando est√° dando su consentimiento para la aceptaci√≥n de las mencionadas cookies y la aceptaci√≥n de nuestra pol√≠tica de cookies, pinche el enlace para mayor informaci√≥n.M√°s informaci√≥n sobre las cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies