Museo de la Marina en Limpias (I)

Comenz√°bamos el paseo por Limpias al lado del Ayuntamiento y su ca√Ī√≥n. Decidimos continuarlo junto al r√≠o por el antiguo muelle de Limpias, que forma parte de la ¬ęRuta de Carlos V¬Ľ, rey a√ļn m√°s dado a pegarse garbeos que yo. Pas√≥ por todos lados, as√≠ que seguramente se vendr√≠a a tomar un chocolate con churros a Limpias y ya puestos, lo baj√≥ d√°ndose una caminata a la orilla del agua como esta parejita que nos predec√≠a.
Paseo de Carlos V
El tramo destinado a caminar no es excesivamente grande (poco m√°s de un kil√≥metro) pero no por ello deja de ser interesante. En especial cuando giras una esquina y te encuentras all√° a lo lejos una torre con radar que parece de un barco de la Armada. Claro que si ves al otro lado, ah√≠ entre los √°rboles asoma un pedazo ca√Ī√≥n impresionante. Vaaaamos para all√° que esto promete.
Museo de la Marina al fondo
Lo del ca√Ī√≥n lo dejaremos para la siguiente entrada, vamos a centrarnos en lo primero que se ve. Han llenado de artefactos mar√≠timos una explanada delante de unas casas y seg√ļn indica un cartel es el ¬ęParque Museo de la Armada Espa√Īola¬Ľ. Este es el palo mayor del destructor D-62 Gravina y lo de delante, una mina antibuque.
Palo mayor y mina
Oye, que es verla y me entran unas ganas de ir a zurrarle a los pivotes rojos a ver qu√© pasa… seguramente est√© desactivada, pero casi mejor no probar por si acaso.
Mina antibuque
A un lado, un ca√Ī√≥n antiguo. Cualquiera podr√≠a suponer que es uno de los producidos en la F√°brica de Artiller√≠a de La Cavada. Pues no, esa placa del soporte de madera indica que es un ca√Ī√≥n capturado en la reconquista de Menorca en 1782, un hecho de lo cual no ten√≠a ni la mas m√≠nima idea pero ilustr√°ndome veo que por aquellos entonces se juntaron Espa√Īa y Francia para zurrarle a los brit√°nicos. Luego nos juntar√≠amos con los brit√°nicos para darle a los franceses y luego nos zurrar√≠amos entre nosotros. Que le vamos a hacer, nosotros somos as√≠ de pac√≠ficos.
Ca√Ī√≥n antiguo
Arrumbada en una esquina languidece una hélice de cinco palas. Esta no sé de qué será porque no vi cartel explicativo alguno en las cercanías, pero del fueraborda de alguna de las chalupas aparcadas en el puerto seguro que no. Le enchufas una hélice así y tan pronto la pongas en el agua bate el record mundial de velocidad vertical descendente, o lo que es lo mismo, de hundimiento acelerado porque semejante hélice toda de metal ni me imagino lo que debe pesar.
Helice de cinco palas

Deja una respuesta


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si contin√ļa navegando est√° dando su consentimiento para la aceptaci√≥n de las mencionadas cookies y la aceptaci√≥n de nuestra pol√≠tica de cookies, pinche el enlace para mayor informaci√≥n.M√°s informaci√≥n sobre las cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies